Muñecas Waldorf: Patrones (gratis) para la ropa

Muñecas Waldorf: Patrones (gratis) para la ropa

ROPA PARA MUÑECAS WALDORF (patrones gratis)

muñecas-waldorf-patrones-ropa

Desde que empecé a hacer muñecas Waldorf, se ha convertido en mi hobby preferido. En cada muñeca trabajo con lana, tejo, coso, bordo, diseño… Cada una es única y me resulta muy divertido hacerlas, y como yo, ¡unas cuantas lectoras del blog!

Hoy quiero compartir algunos patrones para coserles ropa y invitaros, si os apetece, a aprender a hacer muñecas mano a mano, en un taller presencial (¡aprovechando que estamos pasando nuestras vacaciones en España!) (Si quieres ir directamente a la info del taller, la tienes aquí).

Coser ropa para muñecas puede resultar algo complicado porqué las piezas son muy pequeñitas pero si tienes claro los pasos a seguir, es la forma ideal para aprender a coser: no se gasta mucha tela y nadie se va a quejar si una costura queda un poco torcida… ¡Así que vamos a vestir muñecos!

muñecas waldorf

Os dejo patrones para vestido, pantalón y camisa estilo kimono. Todos tienen diferentes variaciones: manga larga, manga corta, con gomas en los puños, vestido largo o tipo camiseta-túnica… Así que con estos 3 patrones podréis hacer un montón de prendas diferentes.

Voy a enseñaros el paso a paso para hacer el vestido-camisa y para el pantalón y el kimono os he preparado unas instrucciones simples.

PROCEDIMIENTO

 

1. Imprimir los patrones y recortar las piezas.

PARA LA MUÑECA PEQUEÑA

PARA LA MUÑECA GRANDE

Patrón Vestido, Patrón Pantalones, Patrón Kimon

 

El vestido consta de 4 piezas:

  • 2 mangas (iguales)
  • 2 piezas para el cuerpo, delantera y trasera (son también iguales)

Incluye un margen de costura de 1cm

patrones-muñeca-waldorf-1

Este patrón es muy simple porqué el cuello se cierra con una goma elástica y ambas partes, delante y espalda, son iguales.

Variaciones:

  • Se puede variar el largo (vestido o túnica para llevar con pantalones debajo). También podéis hacerlo extra largo, ¡imaginación al poder!
  • Largo de manga (corta o larga aunque también la podrías hacer ¾).
  • Muñecas: las mangas se pueden dejar rectas o añadir una goma en la parte de la muñeca (como hacemos en el cuello).

2. Seguiremos uniendo las 4 piezas dejando una de las costuras para el final, para facilitar el poner la goma en el cuello.

Si es la primera vez que coses, siempre colocamos el derecho de las piezas (la cara de la tela que va a ver-se, donde se ve el estampado) y cosemos por el revés (la cara que quedará en contacto con el cuerpo).

Se pueden hacer muchos tipos de costura pero si eres principiante, haz una costura simple, recta, y después recorta el exceso de tela con unas tijeras tipo zig-zag si las tienes o con unas normales. A mi me gusta hacer costuras francesas para que quede más limpio (sin hilos que se deshilachan) o usar la overlook (pero como siempre me da pereza sacarla del altillo… Me quedo con la costura francesa).

 

Pues bien, empezamos uniendo una manga con una parte del cuerpo, haciendo la costura que va del cuello a la sisa. Después unimos la siguiente manga y por último la otra pieza del cuerpo. No cerramos el circulo, la última costura para tener las 4 piezas unidas la dejamos sin coser.

3. Ahora hacemos el dobladillo en el cuello, suficientemente ancho para que nos pase la goma elástica. Pasamos la goma atándola a un alfiler y la sujetamos con unos alfileres tensándola hasta que haga una medida que permite que pase la cabeza pero que quede también cerrada al cuello.

4. Graduamos lla goma elástica y hacemos la costura que nos faltaba para tener las 4 piezas unidas.

patrones-muñeca-waldorf-5

 

A mi me gusta hacer primero los dobladillos de las mangas pues si se cierran primero, luego quedan muy muy pequeñitas y son difíciles de manipular.

5. Seguidamente, hacemos las dos costuras que cierran las mangas y los laterales.

patrones-muñeca-waldorf-6

6. Por último, hacemos también el dobladillo de la parte inferior, doblando la tela dos veces.

patrones-muñeca-waldorf-12

El kimono consta de 3 piezas: la trasera y las dos delanteras (iguales).

patrones-muñeca-waldorf0

Al usar fieltro, hago únicamente 4 costuras en el orden marcado en la imagen y recorto el exceso de fieltro que me quede.

patrones-muñeca-waldorf-15

 

Puede hacerse de manga corta o manga larga (o ¾) y el patrón no incluye margen de costura pues, como he dicho, a mi me gusta hacerlos con lana fieltreada o fieltro reduciendo así las costuras al mínimo.

El pantalón consta de 2 piezas iguales y también se puede modificar el largo de la pernera al gusto o añadirle una goma al final.

patrones-muñecas-waldorf-17

Para coserlo, primero enfrentamos los lados derechos y cosemos el tiro delantero y trasero. Después plegamos las dos piezas como si unieramos los tiros para que nos quede el pantalón como en la foto superior y cosemos la entrepierna.

patrones-muñecas-waldorf-16

Hacer muñecas es muy divertido y al vestirlas, les acabamos de dar personalidad. Con estos tres patrones podéis hacer infinidad de variaciones para poder crear el look perfecto. A mis hijos les encanta ponerles accesorios y me tienen siempre tejiendo gorros y bufandas en tamaño XXS y ellos se entretienen haciéndoles pulseras y collares.

¿Cómo van vuestras muñecas? Si os apetece compartirlas, podéis mandarme alguna foto. Si os apetece hacer vuestra propia muñeca pero necesitáis alguien que os guíe y ver el proceso de primera mano, el día 10 de Julio hago un taller en LLeida pero si sois unas pocas podría organizarlo también en Barcelona o Madrid (mandadme un email con fechas que os gustarían y miro de organizarlo!)

¿TE HA GUSTADO? PUEDE QUE LES INTERESE A TUS AMIGOS, ¡COMPARTE!

CALENDARIO LINEAL ANUAL (Montessori-Waldorf)

CALENDARIO LINEAL ANUAL (Montessori-Waldorf)

El tiempo es un concepto abstracto y complejo pero muy importante pues marca todos nuestros ritmos: las horas, la noche y el día, los días de la semana, los meses, las estaciones, los años… marcan nuestra actividad diaria.

Entender el paso del tiempo es importante para que nuestros hijos puedan entender mejor el mundo que les rodea, pero todos sabemos que los niños viven anclados en el presente. Un niño pequeño no entiende de pasado o futuro y necesita unos pocos años para empezar a comprender el significado de: “la semana pasada fuimos al cine”, “en verano iremos de vacaciones” o “mañana iremos al parque”.

Por un lado, me parece una maravilla que vivan en el presente y no puedo dejar de escribir que muchos adultos deberíamos recuperar al menos parte de esta capacidad, pues reduciría considerablemente nuestros niveles de estrés, pero por otro lado, nos encontramos con que nuestros hijos viven unas vidas muy activas: colegios, extraescolares, fines de semana de excursiones y actividades varias… hacen que a menudo sus vidas sean poco predecibles o consistentes y esto puede provocar que sus niveles de estrés aumenten demasiado.

Muchas veces, como padres y madres nos damos cuenta de que la falta de consistencia y predecibilidad no les gusta a nuestros hijos y, consciente o inconscientemente, optamos acertadamente por hacer, antes de ir a dormir, pequeñas revisiones del día o introducimos lo que haremos el día siguiente para que puedan ir interiorizándolo. Algo nos dice que si le decimos a nuestro hijo pequeño “la semana que viene iremos al dentista” no le va a ser de gran ayuda mientras que si hablamos de ello con calma el día antes, iremos todos más tranquilos y contentos.

Llega un momento en que saber de antemano lo que va a pasar aporta paz y tranquilidad a nuestros hijos pero aún no dominan muy bien los conceptos relativos al tiempo. Es en este punto (que dura unos pocos años) es cuando un calendario lineal les puede ser de gran ayuda.

El calendario lineal es una representación visual de un año. Es muy largo,  pues un año es muy largo, y permite acercar los conceptos de día, semana, mes, estación, año… En mi imprimible gratuito he querido unir conceptos tanto de pedagogía Waldorf como de Montessori pues siento que muchas cosas no son excluyentes sino que se complementan.

Mide aprox. 3,4m pero pensad que podéis colocarlo también en una esquina, al ser de papel lo podéis doblar sin miedo. Nosotros tenemos dos calendarios, uno en el comedor y otro en la habitación de jugar. El segundo ocupa dos esquinas 😉

El funcionamiento del calendario lineal es simple:

  • Cada mañana movemos la pinza/clip/marcador a la casilla del día
  • Marcamos los días especiales, ya sea escribiendo en ellos, colgando una etiqueta con dibujos que lo representen, una pinza…
  • Nosotros marcamos los eventos que se repiten (actividades extraescolares) con etiquetas que vamos moviendo. Así, después de la clase de teatro, moverán la etiqueta de teatro 7 días (una semana) hasta la siguiente clase
  • En la parte superior podemos colgar las tarjetas de las estaciones
  • Lo podemos usar como pequeño diario, en la parte superior podemos ir pegando fotos de cada una de las estaciones, tesoros que hayan encontrado en sus escapadas a la naturaleza o recuerdos importantes
  • Si queréis, podéis hacer pequeñas pegatinas con los días de la semana y el niño puede ir pegando la etiqueta del día de la semana que corresponda
  • Al llegar al final del año, podemos despegarlo y formar un círculo con el, para que el niño entienda que el año ha acabado y volvemos al “principio”. Los años se preceden, después del invierno llega la primavera.

calendario-montessori-lineal4

Aprender el paso del tiempo se podría considerar una introducción a lo que María Montessori llama Educación Cósmica. La educación Cósmica no es más que el programa que ideó para los alumnos de primaria (de 6 a 12 años), que se centra en el conocimiento y entendimiento del mundo. El adjetivo “Cósmico” hace referencia a lo que hoy diríamos una educación integral (global), que va más allá del aprendizaje memorístico. Pues bien, para que el niño pueda adentrarse en el aprendizaje de la historia de la vida, del mundo, del hombre… hace falta que entienda primero el paso del tiempo.

calendario-montessori-lineal2

Aunque el calendario lineal impreso no es un material manipulativo como tal, sí nos permite hacer acciones que ayudan a integrar los conceptos. Desde que lo tenemos colgado en casa, mis hijos han recurrido a el varias veces al día: para contar cuanto falta para el cumpleaños de tal o de cual, cuanto falta para que vengan los abuelos a visitarnos, para la siguiente clase de danza… El paso del tiempo tiene ahora mucho más sentido para ellos. Los más pequeños aún no tienen muy claros los días de la semana pero sí son capaces de contar que faltan 3 días para ir al teatro y darse cuenta que cada día se van acercando más.

juego-cadena-anual-ritmo-vida

Cadena Anual. Foto de De mi Casa al Mundo, dónde tenéis más info

También podemos combinar el calendario anual con un material manipulativo como la cadena anual, dónde representamos cada día del año con una bolita.

La cadena anual se puede tener montada pero en principio, se va montando día a día: cada mañana se añade la bolita del día por lo que permite vivenciar e interiorizar muy bien el paso del tiempo. A no ser que tengamos todo el año montado de antemano, no permite contar cuanto falta hasta el día X. Por eso pienso que el calendario lineal y la cadena anual son dos materiales que se complementan muy bien.

cadena-anual-ritmo-de-la-vida-jugar-jugar

Imagen de Jugar i Jugar

 

Para el calendario, he adoptado los colores que representan cada uno de los meses en pedagogía Waldorf (que están a su vez muy ligados con las estaciones). Son los mismos colores que se usan en la cadena anual y en otros tipos de materiales.

calendario-lineal-montessori-ruedas-waldorf3

El paso de las estaciones es uno de los primeros conceptos que se introducen en las escuelas, no en vano nuestro cuerpo no se siente igual en invierno que en verano. Los ritmos estacionales tienen un gran efecto sobre nosotros, tanto desde el punto de vista físico como psicológico. En invierno, con frío y pocas horas de sol (hablo del hemisferio Norte), nuestra tendencia natural nos lleva al recogimiento, a los movimientos lentos. El verano, con sus días inacabables, invita a la actividad. Sentir el paso de las estaciones es una buena forma de conectar con nosotros mismos y nuestro entorno y ayuda tanto a adultos como a pequeños. El calendario nos permite documentar el paso de las estaciones pues de puede usar como pequeño diario, únicamente tenéis que ir añadiendo recuerdos (fotos, objetos) en la parte superior.

calendario-lineal-montessori-ruedas-waldorf1-1000

Los días de la semana están representados también por un color, estos vienen de antiguo y, en muchas culturas, no se asocian únicamente a un color sino también a un planeta, un olor, un tipo de grano… Waldorf da mucha importancia a los ritmos y no son pocos los que usan el color distintivo de cada día a la hora de vestir a sus hijos o los que preparan los menús semanales teniendo en consideración qué tipo de grano corresponde a cada día. Otro día os hablaré de mi punto de vista sobre los ritmos – hoy os dejo la rueda de los días de la semana para completar vuestro calendario.

¿TE HA GUSTADO? PROBABLEMENTE TAMBIÉN GUSTARÁ A TUS AMIGOS, ¡COMPARTE!

MUÑECAS WALDORF: Tutorial y patrón (gratis)

MUÑECAS WALDORF: Tutorial y patrón (gratis)

CÓMO HACER MUÑECAS WALDORF (patrón gratis)

muñecas waldorf. Tutorial paso a paso para coser muñecas de lana

Las muñecas son uno de los elementos estrella en el juego simbólico. El juego simbólico (o de rol, imitación..) se define cómo la habilidad por parte del niño de usar objetos, acciones o ideas para representar otros objetos, acciones o ideas.

Cuando nuestros hijos juegan a las cocinitas, hablamos de juego simbólico. Cuando simulan conducir un coche usando un plato y una cuchara, hablamos de juego simbólico. Cuando juegan a médicos, ¿adivinas? ¡Juego simbólico!

 

El juego simbólico es una gran herramienta para que los niños desarrollen:

  • Habilidades lingüísticas
  • La creatividad y la imaginación
  • Habilidades de resolución de problemas
  • Habilidades sociales, emocionales y de autocontrol

 

Así, al jugar con muñecas, nuestros hijos no sólo hacen un trabajo físico sino también un importante trabajo emocional y psicológico. La conexión que nuestros hijos crean con sus muñecos les permite expresar sus sentimientos y experimentar con diferentes roles y situaciones imitando la forma en que interactuamos en la vida real.

¿Necesitas más para convencerte de que las muñecas y muñecos son siempre una buena opción de regalo? ¿Quien no recuerda con cariño alguno de sus muñecos de cuando era pequeño?

Hoy te enseño cómo hacer muñecas Waldorf. Éste tipo de muñecos están hechos con materiales naturales de principio a fin, básicamente algodón y lana. Se caracterizan por tener extremidades flexibles y presentar unos rasgos simples (mucha gente opta por no ponerles ojos ni boca siquiera) para así potenciar la imaginación del niño. Éste es quien decidirá si su muñeco está contento, enfadado, triste… en cada momento. Las técnicas que se utilizan son técnicas tradicionales en el mundo de las muñecas artesanas y voy a enseñártelas paso a paso.

MATERIALES

Para mi, coser una muñeca es un pequeño acto de amor. Por eso, pienso que la calidad de los materiales es fundamental. Vamos a poner nuestra mejor intención, toda nuestra ilusión, en crear una pequeña criatura con la que un niño o niña disfrutará muchísimas horas de juego.

En mi caso, he optado por los materiales de LoraLora, una pequeña empresa familiar que da respuesta a las necesidades que ellos mismos como padres se encontraron al apostar por una crianza más respetuosa. Tienen una selección de productos muy cuidada, desde juguetes a ropa, pero los que me interesan son los materiales para manualidades.

Para hacer la cabeza, usaremos lana peinada y lana de relleno (normal o orgánica). Se necesita éste tipo de relleno para poder darle forma a la cabeza y añadirle detalles como la naricita. Usar la lana permite que la forma de la cabeza se mantega bien, podemos usar la técnica de fieltreado y, además, aporta muchas propiedades extra: es natural, biodegradable, sostenible, duradera, transpirable, ignífuga… Para la muñeca grande, os bastará con 100gr de lana de relleno.

También necesitamos tejido jersey 100% algodón en tonos que imitan la piel. Las telas de LoraLora son gruesas y de buena calidad y encima las tienen en todos los tonos de piel que puedas imaginar, del más claro al más oscuro. Para la muñeca grande os bastará con un cuadrado de 60×60 cm.

Otro punto clave son las lanas para el pelo. Típicamente se usa lana mohair bulcé o lisa para hacer melenas y pelos súper realistas. Para una melena larga necesitaréis unos 79 gr (para la muñeca grande) mientras que para el pelo corto os bastará con la mitad. En mi caso, he mezclado dos tonos de marrón para la melena y he usado lana buclé para que quede como ondulada. En el tutorial os presentaré otras alternativas.

Necesitaréis también el patrón. Lo he hecho en dos medidas, la muñeca waldorf grande mide unos 40 cm de alto y la muñeca pequeña mide unos 30 cm.

patron-muñeca-waldorf-grande
patron-muñeca-waldorf-pequeña

PROCEDIMIENTO

Os he preparado un tutorial muy detallado así que es algo largo, ¡ups! Pero estos son los apartados principales:

CABEZA CON FORMA

  1. Primero hacemos una pequeña bola con lana de relleno. 3 centímetros de diámetro para la muñeca pequeña y 5 para la grande.

2. Cortamos un pedazo de lana cardada y peinada (mecha) de 20 o 30 centímetros. Para cortar la lana, nunca usamos tijeras, usamos nuestras propias manos. Las colocamos en la zona dónde queremos «partir» la lana y tiramos en direcciones opuestas. Usamos la lana cardada para envolver la bola.

Vamos cortando trozos y envolviendo la bola en todas direcciones hasta que nos mida 7cm de diámetro para la muñeca pequeña y 12cm para la grande.

3. Cortamos un cuadrado de lana de relleno suficientemente grande como para envolver la bola

4. Envolvemos la bola con el cuadrado de lana de relleno.

5. Cortamos 25cm de tubo de venda de algodón de 6cm de ancho.

6. Lo cerramos por la parte superior anudando fuertemente un pedazo de cordel.

7. Giramos el tubo al revés para que nos quede el nudo por la parte interior.

8. Envolvemos la bola de lana con el tubo de venda.

9. Atamos fuertemente la parte inferior con un trozo de cordel (el cordel marcará la posición del cuello).

10. Cubrimos toda la lana con el resto de tubo y lo cerramos por la parte inferior. Así nos queda un pequeño torso bajo la cabeza que dará forma a los hombros.

muñeca-waldorf-1

 

AHORA VAMOS A DARLE FORMA A LA CABEZA

11. Cortamos un trozo de cordel de 60cm y lo usamos para rodear la bola por la parte central, dibujando una línea horizontal que parte la bola en dos mitades iguales.

12. Queremos dar dos vueltas con el cordel así que colocamos su mitad dónde iría una oreja, cruzamos los extremos del cordel en el lugar de la segunda oreja y los devolvemos al inicio dónde, apretando mucho, hacemos un par de nudos bien fuertes.

13. Nos tiene que quedar la cabeza con una buena hendidura horizontal, marcando la mitad de la circunferencia que hará de cara.

14. Hacemos lo mismo pero en vertical. Haremos pasar el hilo por delante del cuello (esta parte será la cara).

15. Con hilo y aguja, cosemos bien los puntos dónde se cruzan los hilos. Queremos que queden bien sujetos a la cabeza.

16. Deslizamos la mitad de la línea horizontal que está cruzando la nuca. La llevamos hacia el cuello. Podemos ayudarnos con un ganchillo.

17. De este modo, la cara nos queda con forma mientras que la nuca nos queda redondeada.

18. Las cabezas ya están preparadas.

Añadir la nariz es opcional y, al trabajar con lana, podemos hacerla más o menos elaborada.

Hacemos una bolita con lana de relleno y la unimos a un trozo de hilo.

Cosemos la bolita de lana en el centro de la cara, justo por debajo de la línea horizontal.

Nos ayudamos con la aguja para fieltrearla bien. Simplemente vamos clavando la aguja una y otra vez de forma que las fibras de lana de la nariz se entremezclan con las de la bola interior de la cabeza. Si se os da bien fieltrear, podéis darle la forma que os parezca.

Antes de cortar la tela para cubrir la cabeza, aseguraros de que el patrón será suficientemente grande y os dará para envolver bien la cabeza.

 

La tela jersey tiene cierto grado de elasticidad pero puede que tu cabeza sea más grande o más pequeña y no está de más asegurarse antes de cortar tela.

CUERPO

1.Imprimimos y recortamos el patrón. Lo colocamos sobre la tela jersey 100% algodón.

12. Si usáis alfileres para sujetar bien las piezas del patrón y las repasáis con lápiz os será más fácil cortar las piezas.

3. Tendremos 2 piezas para el cuerpo (parte delantera y trasera), 4 para los brazos y una para la cabeza.

4. Enfrentamos los lados buenos (los lados dónde vemos V’s) y cosemos por el lado malo (dónde se ven U’s). El margen de costura es de 6mm (1/4 de pulgada), si necesitas más margen, tenlo en cuenta cuando cortes las piezas.

5. Antes de girar las piezas para que las costuras queden en la parte inferior, puedes hacer pequeños cortes en forma de triángulo para minimizar los bultos. Esto es importante en las curvas.

6. Giramos las piezas para que las costuras queden por dentro.

7. Rellenamos brazos y cuerpo con lana de relleno. Ayudaros con una cuchara de palo o un palillo chino para rellenar bien todos los rincones.

8. Introducimos la cabeza dentro de la pieza de jersey. Ataremos de nuevo el cuello con hilo (cómo hemos hecho con el tubo de venda) pero esta vez cerraremos la parte superior cosiendo. No os preocupéis mucho por las costuras, toda esta zona quedará tapada con el pelo.

En los vídeos veréis mucho mejor mis costuras.

La parte inferior la cerraréis cómo hemos hecho con el tubo de venda y si no os queda suficiente tela, simplemente la cośeis al torso para que no se enrolle hacia arriba.

Ahora toca coser los brazos al torso antes de montar todo el cuerpo de la muñeca.

9. Con los brazos bien rellenos de lana, aplanaremos las aperturas dejando las costuras en la parte central.

10. Vamos a solapar los dos brazos por la parte posterior del torso y para que queden con una forma bonita (cómo si quisieran abrazar) es importante coserlos de forma que la costura del brazo quede en la parte central.

11. Tenemos que fijarnos que los dos brazos tengan el mismo largo. Si los metemos dentro del cuerpo, nos tienen que llegar un poco más allá de dónde empiezan las piernas para que nos quede una figura proporcionada.

12. Cuando estemos seguros de la posición de los brazos, los cosemos fuertemente a la parte trasera del torso.

Si los coséis «planos» (chafando el brazo por las costuras) en lugar de dejando la costura en la parte central, os quedarán más caídos.

Para que veáis cómo unir las diferentes partes, os he preparado este vídeo:

 

BORDAMOS LA CARA DE LA MUÑECA

Para bordar, necesitaréis una aguja especial para hacer muñecas (una normal no os servirá porqué no podréis llegar de un lado al otro de la cabeza).

Podéis usar hilo de coser (4 hebras al mismo tiempo) o hilo de bordar/punto de cruz.

El ojo está formado por 5 líneas horizontales. La primera y la última (inferior y superior) son un poco más cortas que las tres centrales para darle algo de forma. En el vídeo lo verás claro 😉

PELO PARA MUÑECAS WALDORF

Para hacer una melena, escogeremos la lana (mohair bouclé si la queremos ondulada, mohair o qualquier otro tipo de lana si la queremos lisa) y haremos 3 «mechones» de aproximadamente 50cm de largo.

Yo me he ayudado de una silla con un respaldo de aprox. 25cm de ancho. He dejado las dos madejas de lana quietas sobre el asiento de la silla y la he ido haciendo girar de forma que la lana ha ido envolviendo el asiento. Cuando he tenido un grosor de aprox. 10cm he parado y he cortado en un sólo lugar para quedarme con un gran mechón de 50cm de largo.

Lo he dividido en 3 mechones y los he colocado sobre un folio de papel. Los mechones no son muy gruesos, tienen un grosor de 2 o 3 hebras.

He usado la máquina de coser para hacer una costura que marcará cada mechón por el medio. La hoja de papel de la parte inferior os permitirá deslizar la lana por la máquina de coser sin problemas. Una vez cosido, arrancar el papel sin miedo, os quedarán los mechones unidos por la parte central gracias a la costura.

En el vídeo veréis cómo coser los tres mechones de pelo para hacer una buena melena.

Si queréis hacer pelo corto, sólo tendréis que hacer un «gorro» a ganchillo. La lana buclé queda muy divertida (lo veis en el muñeco pequeño).

Al tejer el gorro, no hace falta ser muy regulares con los aumentos. La lana buclé es muy irregular así que permite improvisar tanto como queráis.

Para que os quede más irregular, podéis tejer puntos mucho más sueltos, dejando algo de lana «colgando». Después coseréis el gorro a la cabeza y listos.

La lana mohair se puede fieltrear. Si usáis lana mohair lisa (no bouclé) y al acabar la peináis con un cepillo de púas de plástico flexible, os quedará un efecto «peluche».

Hay muchísimas opciones para el pelo. Yo os he explicado la que me parece más simple pero os enlazo a algunas más por si os sirven de inspiración.

Ejemplo de mohair peinado con cepillo hasta tener el efecto «peluche». Foto de Little Jenny Wren Dolls.

muñeca-waldorf-pelo

Casco de ganchillo al que le atamos trocitos de lana. Tutorial aquí.

Usar de base una trenza en lugar de un gorro de ganchillo. Tutorial de Sew Liberated.

También les podéis dar algo de color en las mejillas usando colorete.

muñecas-waldorf-moño

 

Después de coserle el pelo, hacemos una sesión de peluquería para igualarle todas las puntas. Creo que es la parte que más le ha gustado a mi hija… Cortarle el pelo y pasarse luego horas haciéndole trenzas y moños.

La semana que viene os colgaré los patrones de todas las piezas de ropa e instrucciones (ilustradas) para que podáis coser todas las prendas: pantalón, falda, camiseta kimono, vestido… TENÉIS LOS PATRONES AQUÍ

Si lo queréis, también podemos añadirle muchos más detalles:

  • Costuras en las ingles y los tobillos
  • Dedos en manos y pies
  • Ombligo
  • Orejas
  • Dibujar las nalgas

¿Quieres ponerte a coser tu muñeca ya? No te olvides de que en Loralora tienes todos los materiales para hacer tus muñecas Waldorf. Además, son muy detallistas en sus envíos y recibir uno de sus paquetes es como recibir un regalo de Navidad, todo envuelto con sumo detalle y cuidado.

Aquí teneís algunas muñecas más que he ido haciendo y en Instagram podéis verlas mejor.

 

También tenéis los patrones para la ropita (con tutoria) aquí.

¿TE HA GUSTADO EL TUTORIAL PARA HACER MUÑECAS WALDORF? A TUS AMIGOS TAMBIÉN LES GUSTARÁ, ¡COMPÁRTELO!

 

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies para facilitarte la navegación. Si continúas navegando entiendo que estás de acuerdo con mi política de cookies, ACEPTAR

Aviso de cookies